Transmetal hizo vibrar al público de Tuxtla

Espectáculos Chiapas

Tuxtla Gutiérrez

Tal como se anunció una semana antes en este medio, el viernes 30 de marzo se realizó el esperado concierto del grupo Transmetal en la capital de Chiapas. El evento tuvo como sede el salón de usos múltiples del Sindicato Único de Trabajadores Electricistas de la República Mexicana (SUTERM), ubicado en la 5ª avenida norte de esta ciudad.

Con una afluencia de aproximadamente doscientas personas, los veteranos músicos de Transmetal convivieron antes del concierto con su público, firmando discos y pósters durante más de tres horas. Mientras la agrupación michoacana se tomaba fotos con sus seguidores, el grupo Astilla calentó el ambiente a base de canciones tétricas y duras, con un estilo agresivo y contundente que sirvió como preámbulo al platillo fuerte de la noche. Al mismo tiempo, para complementar la atmósfera gótica, una fuerte lluvia se dejó caer sobre el sector poniente de Tuxtla Gutiérrez, refrescando parcialmente las paredes del sitio.

Poco después de la medianoche, los hermanos Juan, Lorenzo y Javier Partida Bravo abordaron el escenario junto al vocalista Alberto Pimentel para complacer a sus admiradores durante casi dos horas con lo mejor de su repertorio, sobresaliendo melodías como “Debajo de los cielos púrpura”, “El infierno de Dante”, “Muerto en la cruz” y, desde luego, “México bárbaro”. Ante la euforia de la gente, el salón del SUTERM temblaba con los brincos de los espectadores que saltaban y se sacudían por todo el recinto, dando la impresión de que el inmueble podría derrumbarse en cualquier momento. Afortunadamente, el foro resistió el impacto del público metalero y sigue en pie para los próximos eventos.

Al finalizar la velada, los integrantes de Transmetal platicaron con la prensa y bebieron algunas cervezas junto a los organizadores del concierto, en un despliegue de humildad que jamás veremos en grupos rockeros como Caifanes, El TRI o Maná. Como dato curioso, la seguridad del evento estuvo a cargo de solamente tres personas: los hermanos Gerardo y Pepe Rotonda, junto a Quique Burguete, quienes tuvieron escasas intervenciones debido al comportamiento ejemplar de quienes asistieron a este inolvidable acontecimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *